La España Visigoda y Medieval

Hay 9 productos.
La España Visigoda y Medieval

Los hitos inicial y final de la Historia medieval de España suelen considerarse las invasiones germánicas de 409 y...

Los hitos inicial y final de la Historia medieval de España suelen considerarse las invasiones germánicas de 409 y la conquista de Granada de 1492 conviviendo paralelamente (pacificamente o enfrentados) entre ellos mismos o con los reinos ocupados por los árabes.

Más

Subcategorías

  • Alfonso I

    Alfonso I de Aragón el Batallador fue rey de Aragón y de Pamplona entre 1104 y 1134. Hijo de Sancho Ramírez y de Felicia de Roucy, ascendió al trono tras la muerte de su hermanastro Pedro I. Destacó en la lucha contra los musulmanes, llegando a duplicar la extensión del reino de Aragón tras obtener la conquista clave de Zaragoza. Temporalmente, y gracias a su matrimonio con doña Urraca, gobernó sobre León, Castilla, Toledo, Navarra y Aragón. Sus campañas lo llevaron hasta las mismísimas Córdoba,Granada y Valencia y a infligir a los musulmanes severas derrotas en Valtierra, Cutanda, Anzul (en Puente Genil) o Cullera (Fuente: Wikipedia).

  • Alfonso IX

    Alfonso IX de León fue rey de León desde el 21 de enero de 1188 hasta su muerte. Hijo de Fernando II de León y Urraca de Portugal, tuvo dificultades para hacerse con el poder debido a las intrigas de su madrastra Urraca López de Haro, que aspiraba a entronizar a su propio hijo, el infante Sancho. A lo largo de su reinado tuvo numerosos conflictos y tensiones con su primo Alfonso VIII de Castilla. Debido a estos, estuvo ausente en la Batalla de las Navas de Tolosa, pese a lo cual realizó una gran actividad de reconquista, recuperando para la Cristiandad las ciudades de Cáceres, Mérida y Badajoz, y en general toda la mitad oeste de la actual comunidad autónoma de Extremadura (Fuente: Wikipedia).

  • Jaime I "El Conquistador"

    Jaime I «El Conquistador»: Hijo de Pedro II el Católico y de María de Montpellier, era el heredero de dos importantes linajes: la Casa de Aragón y el de los emperadores de Bizancio, por parte de su madre. Durante los quince primeros años de su reinado, mantuvo diversas luchas contra la nobleza aragonesa, que incluso llegó a hacerle prisionero en 1224. En 1227 afrontó un nuevo alzamiento nobiliario aragonés, dirigido por el infante Fernando, tío del rey, que terminó, gracias a la intervención papal a través del arzobispo de Tortosa, con la firma de la concordia de Alcalá (marzo de 1227). Este tratado marcó el triunfo de la monarquía sobre los levantiscos nobles, dándole la estabilidad necesaria para iniciar las campañas contra los musulmanes. Esta estabilidad logró el apaciguamiento de las reclamaciones de la nobleza. Conquistó las Basleares, Valencia y Murcia.

  • Alfonso X, el Sabio.

    Alfonso X de Castilla, llamado el Sabio fue rey de Castilla entre 1252 y 1284. A la muerte de su padre, Fernando III el Santo, reanudó la ofensiva contra los musulmanes, ocupando Jerez (1253) y Cádiz (c. 1262). En 1264 tuvo que hacer frente a una importante revuelta de los mudéjares de Murcia y el valle del Guadalquivir. Llevó a cabo una activa y beneficiosa política económica, reformando la moneda y la hacienda, concediendo numerosas ferias y reconociendo al Honrado Consejo de la Mesta. También es reconocido por la obra literaria, científica, histórica y jurídica realizada por su escritorio real. Alfonso X patrocinó, supervisó y a menudo participó con su propia escritura y en colaboración con un conjunto de intelectuales latinos, hebreos e islámicos conocido como Escuela de Traductores de Toledo, en la composición de una ingente obra literaria que inicia en buena medida la prosa en castellano (Fuente: Wikipedia).

  • Sancho IV de Castilla

    Sancho IV "el Bravo" fue rey entre 1284 y 1295. Era hijo del rey Alfonso X de Castilla, y de su esposa, la reina Violante de Aragón, hija de Jaime I el Conquistador. El hijo primogénito de Alfonso X y heredero al trono, don Fernando de la Cerda, murió en 1275 en Villa Real, cuando se dirigía a hacer frente a una invasión norteafricana en Andalucía. De acuerdo con el derecho consuetudinario castellano, en caso de muerte del primogénito en la sucesión a la Corona, los derechos debían recaer en el segundogénito, Sancho; sin embargo, el derecho romano privado introducido en el código de Las Siete Partidas establecía que la sucesión debía corresponder a los hijos de Fernando de la Cerda. Así pues, su reinando fue una constante lucha por el poder en el que llegó a estar enfrentado con su propio padre. En cuanto a la cultura fue casi tan activa en la composición de libros como la anterior (Fuente: Wikipedia).

  • Fernando IV de Castilla.

    Alfonso IV fue rey de Castilla (1295-1312). Al  igual que sus predecesores en el trono, Fernando IV prosiguió la empresa de la Reconquista y, aunque fracasó en su intento de conquistar Algeciras en 1309, conquistó la ciudad de Gibraltar ese mismo año, y en 1312 fue conquistado el municipio jienense de Alcaudete. Durante las Cortes de Valladolid de 1312, impulsó la reforma de la administración de justicia, y la de todos los ámbitos de la administración, al tiempo que intentaba reforzar la autoridad de la Corona en detrimento de la autoridad nobiliaria. 

  • Alfonso XI de Castilla, el Justiciero.

    Alfonso XI de Castilla el Justiciero, nieto de Alfonso X el Sabio, fue rey de Castilla entre 1312 y 1350. Subió Alfonso al trono de Castilla y de León cuando tenía un año de edad. Nada más asumir el poder regio a los 15 años comenzó un trabajo laborioso en pro del fortalecimiento del poder real dividiendo a sus enemigos.Durante su reinado consiguió llevar los límites cristianos hasta el Estrecho de Gibraltar tras la importante victoria en la batalla del Salado contra los Benimerines, en 1340 y la conquista del Reino de Algeciras en 1344. Una vez resuelto dicho conflicto puso todos sus esfuerzos de Reconquista luchando contra el rey moro de Granada.

  • Martin I de Aragón

    Martín I de Aragón, llamado también Martín I el Humano y Martín I el Viejo (Gerona, 1356-Barcelona, 1410), fue entre 1396 y 1410 rey de Aragón, de Valencia, de Mallorca, de Cerdeña y conde de Barcelona. Igualmente fue rey de Sicilia entre 1409 y 1410. Además fue el fundador de la Real Cartuja de Valldecrist, quinta en España (Fuente: Wikipedia).

  • Enrique II de Castilla (Trastamara)

    Enrique II de Castilla, antes de Trastámara reinó entre 1368 y 1379. Antes de verse consolidado en su trono y poder transmitírselo a su hijo Juan, derrotó a Fernando I de Portugal en dos de las llamadas Guerras Fernandinas, y después a Juan de Gante, duque de Lancaster, casado con la infanta Constanza de Castilla, hija de Pedro I. En su conflicto con los ingleses, Enrique II fue aliado de Carlos V de Francia, a cuya disposición puso la flota castellana, pieza fundamental en el asedio de la Rochelle, en cuya primera fase el almirante Bocanegra derrotó completamente a la escuadra inglesa.

  • Juan I de Castilla

    Juan I de Castilla, rey de Castilla desde 1370 a 1390. Para Juan I de Castilla, el matrimonio con Beatriz le suponía mantener un protectorado sobre el reino portugués y la posibilidad de impedir a los ingleses establecerse en la peninsula pero la expectativa de un monopolio comercial, el temor al dominio castellano, la pérdida de independencia portuguesa y la oposición a la regente y su camarilla terminó aflorando con el levantamiento de Lisboa y otras múltiples intrigas por el control de este país hasta su muerte (Fuente: Wikipedia).

  • Enrique III de Castilla, el Doliente.

    Enrique III de Castilla, el Doliente fue rey de Castilla entre 1390 y 1406, siendo sucedido a su muerte por su hijo, Juan II. Enrique III pacificó a la nobleza y restauró el poder real, derogó privilegios concedidos por sus predecesores a las Cortes de Castilla, impulsó la figura de los corregidores en las ciudades, y saneó la economía del reino. Disminuyó las persecuciones contra los judíos, promulgando varios edictos contra la violencia, que había sido particularmente grave en 1391. La flota castellana obtuvo varias victorias contra los ingleses. Envió una flota de guerra que destruyó la base pirata de Tetuán y comenzó la colonización de las Islas Canarias, detuvo una invasión portuguesa iniciada en Badajoz y apoyó las pretensiones pontificias de Benedicto XIII reanudando la campaña contra el reino nazarí de Granada (Fuente: Wikipedia).

  • Juan II de Castilla

    Juan II Rey de Castilla entre 1406 y 1454 fue hijo del rey Enrique III el Doliente y de la reina Catalina de Lancáster. Tenía sólo dos años de edad cuando murió su padre, en 1406. Los regentes fueron su madre y su tío paterno, Fernando de Antequera, que llegaron a un acuerdo que dividía el reino en dos partes (Castilla y Aragón).Juan fue declarado mayor de edad, cuando tenía 14 años, en las Cortes celebradas en la villa de Madrid. Contrajo matrimonio con su prima hermana María de Aragón, hija de su tío Fernando I. En esta fase, Juan II deposita su confianza en Álvaro de Luna. Esto provoca el enfrentamiento con los intereses de los Infantes de Aragón y los nobles castellanos coaligados con ellos trayendo la guerra entre Castilla y Aragón. Juan, en segundas nupcias, casó con Isabel de Portugal. La reina infundió en Juan II un desapego creciente con el condestable Álvaro de Luna, quien fue arrestado, juzgado y ejecutado (Fuente: Wikipedia).

  • Enrique IV de Castilla.

    Enrique IV de Castilla, fue rey de Castilla desde 1454 hasta su muerte en 1474. Algunos historiadores le llamaron despectivamente Enrique el Impotente. Al nacer, Castilla se encontraba bajo el control de Álvaro de Luna, que intentó controlar las compañías y educación de Enrique. Entre los compañeros de su juventud se contaba Juan Pacheco, que sería su hombre de confianza. Las luchas, reconciliaciones e intrigas por el poder entre los diversos nobles, el condestable Álvaro de Luna y los Infantes de Aragón serían una constante. El reino cayó en la anarquía, el rey dejó de gobernar pactando como un noble más mientras Isabel y Fernando cosechaban más adhesiones como garantes del restablecimiento del orden (Fuente: Wikipedia).

  • Fernando II de Aragón

    Fernando II de Aragón, llamado «el Católico» fue rey de Aragón, Valencia, Mallorca, Cerdeña y conde de Barcelona (1479-1516), de Castilla (como Fernando V, 1474-1504), de Sicilia (1468-1516) y de Nápoles (como Fernando III, 1504-1516). Fue además regente de la corona castellana entre 1507 y 1516, debido a la inhabilitación de su hija Juana I de Castilla, tras la muerte de Felipe el Hermoso (Wikipedia).